EDICIÓN MENSUAL - AÑO XXI
Nº 238 –  ABRIL 2019
SI DESEA SUSCRIBIRSE HAGA CLICK AQUÍ

ASOCIACIÓN

Ediciones anteriores




 

 Por Agustín Orduña

 

© Agustín Orduña

 

DESCRIPCIÓN

 

 

Pyronia cecilia, conocida también como la “Lobito meridional” y “Lobito jaspeado”, tiene un tamaño medio,  entre 28 a 34 mm. Existe dimorfismo sexual bien marcado en el anverso.

Presenta un anverso de color naranja ribeteado de marrón. La androconia marrón de las alas anteriores sirve para reconocer al macho.

Ambos géneros presentan un ocelo negro con doble pupila blanca cerca del ápice de las alas anteriores. La marcada ceja de la parte anterior del ocelo sirve para distinguir esta mariposa, de otras especies del mismo género.

Alas cerradas: el ala trasera es gris, abundantemente jaspeada de marrón; tiene una zona más clara que ocupa buena parte del ala, con forma de "Y" y un abultamiento mirando al interior. El ala delantera es naranja, con un ocelo doble fusionado y borde ancho gris y marrón.

Alas abiertas: no es normal encontrarla así. Ambos sexos color naranja con bordes anchos marrones y ocelo doble con forma de 8; la hembra carece de punto blanco cerca del ángulo anal del ala trasera y el macho tiene con una mancha marrón en el centro del ala delantera (androconia), claramente surcada por la venación naranja.

 

CICLO BIOLÓGICO


 

Es una especie univoltina, y  vuela desde mayo hasta septiembre. Primero aparecen los machos y más tarde las hembras

Pone los huevos de uno en uno sobre los tallos de las plantas de las que se alimentan sus orugas (Gramineae).

La oruga es de color ocre con líneas longitudinales más oscuras.

La crisálida es de color marrón claro.

Las orugas se alimentan por la noche y pasan el invierno en forma de crisálida sujetas a piedras o tallos secos.

 

ALIMENTACIÓN

 

 

Sus orugas se alimentan de diversas Gramineas, sobretodo de los géneros Brachypodium, Festuca y Poa.

Los adultos liban a primeras horas del día.

 

DISTRIBUCIÓN Y HÁBITAT

 

 

Se pueden observar hasta unos 1.300 m.s.n.m.

Vive en hábitats abiertos, forestales y de matorral, olivares y almendrales abandonados, más común y abundante en aquellos que tengan gran cantidad de gramíneas y no sean especialmente agrestes.

Es posible obsérvala en bordes de caminos, zonas arbustivas y terrenos abruptos y secos, con clima mediterráneo. Permanecen a la sombra en las horas más críticas de altas temperaturas.

 

Agustín Orduña

Fotógrafo de naturaleza

Fuentes: Wikipedia, WasteMagacine, Mariposas por la vida, Granada natural, Guadarramistas, Naturalista,  Asturnatura, Conserjeria de Agricultura, ganadería, pesca y desarrollo sostenible.