EDICIÓN MENSUAL - AÑO XX
Nº 234 –  DICIEMBRE 2018
SI DESEA SUSCRIBIRSE HAGA CLICK AQUÍ

 

Se mantendrá hasta el 15 de octubre

 

© Proyecto Sierra de Baza

Panel informativo de la prohibición de encender fuego colocado en un área recreativa.

 

El 1 de junio comenzaba la temporada de “Riesgo Alto de Incendios Forestales” en Andalucía, la que se mantendrá hasta el 15 de octubre, habiendo recordado la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio,  la prohibición que hay de realizar barbacoas, quemas agrícolas, así como el paso de vehículos a motor por espacios forestales y zonas de influencia forestal en Andalucía. Esta medida, establecida durante la época de peligro alto de incendios, queda regulada en función de la orden publicada en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) del 29 de mayo de 2009, que ya con carácter permanente establece las prohibiciones desde el 1 de junio al 15 de octubre para todas las anualidades posteriores a su publicación.

La prohibición de realizar barbacoas, quemas agrícolas o de residuos forestales, así como el paso de vehículos a motor en zonas forestales se viene aplicando desde la anualidad de 2006, siendo una medida que está ayudando a reducir los siniestros procedentes de estas causas.

Con esta orden se pretende evitar que cualquier negligencia pueda provocar un incendio forestal durante esta época en la que, por sus características meteorológicas, cualquier siniestro que no sea atajado a tiempo puede acarrear consecuencias graves. En concreto, las restricciones afectan a la quema de vegetación natural y también a las de residuos agrícolas y forestales. Del mismo modo, también queda prohibido encender fuego para la preparación de alimentos, incluyendo las zonas de acampada o zonas recreativas que estén acondicionadas para ello. Igualmente, se restringe el uso de vehículos a motor por zonas forestales y de influencia forestal.

En cuanto a las excepciones permitidas en la orden, siempre bajo autorización expresa y previa de la delegación territorial de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio correspondiente, se permite el uso de barbacoas sólo en el caso de establecimientos de alojamientos turísticos autorizados y en restaurantes rurales, así como la preparación de alimentos en campamentos infantiles o el uso de calderas de destilación, hornos de carbón y piconeo. En lo que respecta a la utilización de vehículos a motor, sólo se permite en algunos casos, como el uso de las servidumbres de paso, la utilización de vehículos para servicios de emergencia o extinción de incendios, los servicios ecoturísticos autorizados, o la celebración de romerías, entre otros. 

 

Máxima alerta ante la campaña del año 2018

 

© Proyecto Sierra de Baza

Con un invierno-primavera muy lluviosos, la materia vegetal seca se acumula en muchos parajes del Parque Natural Sierra de Baza, donde el riesgo de incendio forestal es extremo, agravado por la presencia de árboles secos en el entorno.

 

El consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, José Fiscal, ha informado a petición propia en el Parlamento andaluz del dispositivo para la prevención y extinción de incendios forestales en Andalucía que se desarrolla desde el 1 de junio al 15 de octubre, coincidiendo con la época de peligro alto de incendios, y en la que participarán más de 4.500 profesionales.

La campaña del Plan Infoca para 2018 dispone de un presupuesto de 167,47 millones de euros, lo que supone un incremento respecto a 2017 de casi 10 millones. Del total del presupuesto, 47 millones se destinarán a labores de extinción y 82 más, casi el 50% dl total, a prevención.

En su comparecencia, Fiscal ha destacado el trabajo que se realiza a lo largo de todo el año para prevenir este tipo de siniestros. Un ejemplo de ello son los trabajos manuales que se han ejecutado sobre 6.051 km lineales de cortafuegos y los mecanizados en otros 5.630 km. A estas cifras hay que añadir las labores de desbroces y la reducción de vegetación que benefician a más de 4.200 hectáreas de terrenos forestales y los trabajos de la Red de Áreas Pasto Cortafuegos de Andalucía (RAPCA), que actúa con 125.000 cabezas de ganado en 3.342 kilómetros de líneas aéreas y fajas auxiliares.