EDICIÓN MENSUAL - AÑO XXII
Nº 257 NOVIEMBRE 2020
SI DESEA SUSCRIBIRSE HAGA CLICK AQUÍ

 

El control poblacional de esta especie debe de hacerse teniendo en cuenta la necesidad de adoptar las medidas de prevención necesarias para evitar el contagio del COVID-19

 

© Nathalie Hausser

Jabalí (Sus scrofa) en un entorno natural.


El pasado mes de abril,  el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, ha remitido una carta a las comunidades autónomas en las que les recomienda que mantengan el control de la proliferación de poblaciones de jabalíes para prevenir daños en explotaciones agrarias y evitar la propagación de enfermedades animales como la peste porcina. En concreto, recuerda a las autoridades autonómicas que son competentes para fijar la mejor manera de controlar y por tanto tendrán que adoptar las medidas de prevención necesarias para evitar los problemas que su proliferación provoca en las explotaciones agrarias. En la misiva del departamento que dirige Planas señala que en el contexto del estado de alarma para la gestión de la crisis sanitaria ocasionada por el coronavirus pretende "evitar" el riesgo de propagación de enfermedades animales y prevenir los daños que pueden ocasionar los jabalíes a las producciones agrícolas o ganaderas. De hecho, les recuerda que el control de las poblaciones de jabalíes es parte de las actividades necesarias para mantener el estatuto sanitario de la cabaña ganadera y como medida de prevención de la Peste Porcina Africana (PPA).

Según ha destacado el gobierno central, las autoridades competentes de las autonomías deben establecer la mejor forma de llevar a cabo el control de poblaciones de jabalíes y teniendo siempre en cuenta la necesidad de adoptar las medidas de prevención necesarias para evitar el contagio del COVID-19.