Comprar Guía >> |  Mapa Web >> |  Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Buscar - Categorías Web
Buscar - Contenido Web

Edición Mensual - Año XXIII | Nº 267  Septiembre 2021

FICHAS

imagen de decoración

Fichas de Aves del Parque Natural Sierra de Baza

Totovía o Alondra totovía (Lullula arborea)


© José Ángel Rodríguez
Ejemplar adulto de alondra totovía


FICHA TÉCNICA:

Orden: Passeriformes
Familia: Alaudidae
Especie: Lullula arborea
Estatus: especie catalogada de interés especial.
Longevidad: pueden vivir hasta 5 años.
Peso: 35 gramos aproximadamente.
Envergadura: con las alas abiertas pueden medir alrededor de 29 cms.
Longitud: 14 cms. aproximadamente.


DESCRIPCIÓN DE LA ESPECIE

La totovía es más pequeña que la alondra común, destacando su píleo formado por bandas de color oscuro y sus mejillas de color rojizo rodeadas de un borde oscuro. Su pico y su cola son cortos y destaca una banda de color blanco que va desde el ojo hasta la nuca. Se puede apreciar unas bandas de color oscuras sobre su pecho blanco. El vientre también es blanquecino y el dorso y las alas se visten de tonos pardos con manchas negras (algo más claras en los individuos más jóvenes). Destaca una mancha negra y blanca en el borde alar, que puede ayudar a su identificación. Ambos sexos son bastante parecidos. 

© Antonio Manglano
Imagen de una alondra totovía con su característica banda de color blanco sobre los ojos. 

© Rafael Cediel-Algovia
Imagen de una totovía vista de espaldas donde se aprecia perfectamente el diseño del plumaje pardo marrón y su corta cola. 

La totovía vive en espacios esteparios de suelo denso y vegetación diseminada, donde consigue su alimento. Es un ave que prefiere los espacios abiertos, zonas de matorral e incluso se la puede ver en los linderos de los bosques. Siente atracción por laderas de colinas con buena cobertura vegetal, alternando con claros de pastizal  y no es tan adicta como la Alondra común a zonas áridas. 

© José Ángel Rodríguez
Primer plano de una totovía donde se aprecia, con un magnifico detalle, el color y la forma de sus plumas así como una gota de agua en el pico, que muestra la necesidad de esta especie de beber en las pocas zonas húmedas que hay en su entorno. 

A la hora de anidar, ambos sexos construyen el nido, aunque la hembra le dedica mas atención y trabajo, recogiendo el material no lejos y a menudo al lado del mismo nido. Estas operaciones duran una semana y es frecuente que pase otra más antes de que se inicie la puesta de los huevos. El fondo del nido tiene hierbas secas y musgo, y el forro interior es de hierba muy fina y crines, que normalmente aporta la hembra, mientras el macho se ocupa más de la estructura exterior.

Son muy frecuentes las puestas tempranas, la mayoría de 3-4 huevos y algunas excepcionales de 5 y 6. También se señalan ocasionalmente de 2 huevos.

Como sucede en todos los aláudidos, los pollos salen del nido muy pronto, en apenas doce días. Son alimentados intensamente por ambos adultos, pero no son capaces de volar hasta dos semanas mas tarde. 

© Antonio Manglano
Característica posición de la totovía, andando por el suelo, donde busca alimento, semillas y pequeños insectos. 

La alondra totovía se alimenta de semillas y pequeños insectos que recoge del suelo, para lo que tiene las costumbre de andar por el suelo recogiendo el alimento con su pequeño pico. 

Algunas veces se leva verticálmente como la alondra común, pero realmente esta situación es ocasional y prefiere trazar en el aire amplios circulos. Sus vuelos son muy espectaculares y como el pájaro puede permanecer cantando sin apenas descanso durante una hora y a veces más, contemplar sus evoluciones y agradables silbidos es una verdadera atracción. Su canto carece de la variedad y vehemencia del de la alondra común, pero no es menos musical y agradable. Quizás sea más dulce y está formado por cortas frases que repite combinándolas, destacando mucho un agradable estribillo ¡¡Lü, lü, lü...!!


LA ALONDRA TOTOVÍA EN LA SIERRA DE BAZA

© José Ángel Rodríguez
Imagen de una totovía realizando su baño de plumas y repostando agua. 

Es un ave sedentaria en el entorno de la Sierra de Baza, por lo que puede ser observada durante todo el año. Se la puede detectar en la zona basal de la sierra, donde hay terrenos más áridos y con escasa vegetación; como hábitats más apropiados para el desarrollo de esta especie, aunque ocasionalmente, y durante la época estival, puede ascender hasta los 1.600 metros de altitud. 



logo proyecto sierra de baza

Copyright © 1999-2021 Proyecto Sierra de Baza.
Reservados todos los derechos. Cualquier reproducción total o parcial debe contar con autorización expresa.
Ver Mapa Web >>

Publicación 100 % No subvencionada y sin publicidad.
Webmaster: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Nueva Web 2021 y Diseño: Jose Navarro - Baza Web App
Aviso Legal >> | Privacidad & Cookies >>